Por qué es rentable el negocio del oro

El negocio del oro está al alza ahora mismo, y es uno de los pocos sectores que no suele sufrir grandes variaciones. Las monedas de oro son quizás las únicas que no cuenta con un restrictivo control gubernamental y por lo tanto, es difícil que llegue a influir en los políticos. La oferta monetaria ha crecido mucho, y el exceso de liquidez global ha provocado una devaluación del papel moneda. Concretamente, si nos centramos en territorio europeo, los tipos de interés actualmente se sitúan por debajo de la inflación (tienen signo negativo)

El oro es un valor que sirve de refugio en época de recesión económica. Porque, mientras algunos factores económicos como los bonos y las acciones van perdiendo valor, el oro permanece intacto a la inestabilidad del entorno.

Reservas de oro

oroLas reservas de oro que existen actualmente superan las 60.000 toneladas, aproximadamente; la cifra varía según la fuente que emita los datos. Según datos estadísticos, si se mantiene el ritmo de extracción actual, en 15 años ya no quedará oro que extraer. Los recursos naturales no renovables son los más valorados por su escasez: la plata, el petróleo, el platino y demás metales aumentan el precio del oro.

La legislación es uno de los pilares por los que el negocio del oro resulta rentable. Las ayudas y cambios que se han introducido para incentivar la compra o venta de oro han servido de puente para las transacciones que se han realizado últimamente, aumentando la confianza de los compradores, que cada vez son más escépticos, y más cuando se trata de un bien a largo plazo que más que adquisición resulta una inversión. Las leyes chinas, por ejemplo, han permitido por primera vez que los inversores privados puedan comprar oro. China, como país, es uno de los más ahorradores del mundo, por lo que esto sorprende. El oro supone un activo de elevada liquidez porque además de activo, también es moneda. Pocos activos actualmente tienen semejante facilidad para transformarse en moneda como el oro sin percibir penalizaciones por ello.

Los inversores a escala mundial tienen presente el poderío del oro como activo rentable, y por eso no han dejado de invertir en grandes cantidades. El aumento del consumo y de la demanda ha supuesto un incremento del precio del oro, y por eso se convierte en un activo de gran rendimiento, atractivo para inversores a largo plazo.

La exención del pago del Impuesto sobre el Valor Añadido es otro de los motivos por los que cada vez más los inversores deciden apostar por este tesoro dorado. El Capítulo V del Régimen Especial del Oro de Inversión, y su artículo 140 de la Ley del Impuesto sobre el Valor Añadido 37/1992, son los responsables de la exención de pago de dicho impuesto.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *