Cómo preparar un vídeo currículum

La búsqueda de trabajo sigue siendo noticia, y la demanda de empleo se convierte cada vez más en el deseo de todas esas personas que desgraciadamente están en paro. Por eso ahora surgen nuevas páginas web que en lugar de publicar ofertas de empleo, lo que hacen es plantearle al usuario una nueva modalidad de encontrar trabajo. Gracias a los portales de profesionales, los usuarios tienen la posibilidad de ponerse en contacto unos con otros, y lo que realmente importa son las habilidades o conocimientos que tiene cada uno, incluyendo los idiomas. Si el producto de los portales de empleo son las ofertas de empleo, el producto de los portales de profesionales es, precisamente, las titulaciones de cada uno, su formación, experiencia, idiomas, etc.

 

Ahora el panorama laboral ha cambiado mucho, puesto que en lugar de entregarse currículums en mano, lo que se lleva actualmente es el envío de vídeo curriculums. Consiste en un vídeo de tres minutos de duración aproximadamente, en el que el sujeto expone sus conocimientos, capacidades comunicativas, habilidades, idiomas, y además aporta información extra (si así se desea) sobre sueños, aspiraciones, temores, cualidades negativas y positivas de uno mismo, experiencias laborales, etc

 

¿Cómo preparar un buen vídeo currículum?
video currículumPara que tengas un currículum audiovisual de lo más completo, hay que seguir unos pasos que mejorarán considerablemente tu carta de presentación de cara al ámbito de profesionales. Antes que nada, hay que tener claro qué se quiere decir y cómo se va a desglosar la información a lo largo del vídeo para que no se solapen los datos y quede todo desordenado. Ha de contar con una estructura y orden previo.
– Reflexiona sobre cómo expresarte, qué ropa ponerte y en general todos los aspectos estéticos que serán lo primero que percibirán las empresas. La naturalidad es muy recomendable.

 

– Algunas personas ganan más con una foto antes que con un vídeo porque muestran dificultades a la hora de expresarse delante de una cámara; por lo que también habrá que considerar si el vídeoCV perjudicará o beneficiará.

 

– El saludo inicial es un elemento muy importante: cómo quieres empezar tu presentación y sobre todo, cómo vas a dirigirte al público que te está viendo. Ser natural, como hemos indicado antes, es la clave, no forzar comentarios y mostrar una expresión amable y sonriente siempre transmite confianza en uno mismo y una tranquilidad en el receptor.

 

– El desarrollo del mensaje: para que la información no aparezca a borbotones, es mejor ordenar los hechos, conocimientos, fechas formativas, experiencias laborales y demás en un plan cronológico que acabe en el presente. De esta forma, se pueden resaltar experiencias pasadas, compararlas con situaciones similares, etc.

 

– Cuando toca finalizar el vídeo, es importante agradecer al espectador por su atención, y de paso, resaltar aspectos que no se han mencionado durante todo el vídeo.

 

– Para escoger lugar de grabación, habrá que buscar un sitio que sea muy silencioso, que tenga acústica adecuada para que la voz del interlocutor se oiga con claridad. La iluminación suele ser natural, y en caso contrario, intentar evitarse sombras, que dan una imagen poco favorecedora de cara al público.

 

– No se recomienda repetir el vídeo muchas veces porque la espontaneidad se pierde, y no queda tan natural. Si la situación lo requiere, se aconseja dejar un tiempo prudencial entre grabación y grabación.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *