Consejos para elegir la inmobiliaria adecuada

El sector inmobiliario sigue siendo uno de los más perjudicados por la crisis derivado del estallido de la burbuja inmobiliaria en el año 2007.

Hoy en día, un inmueble es mucho más económico que hace nueve años cuando estalló la recesión económica. Hablamos de una depreciación cercana al 30%, pese a esto, a lo largo de toda la geografía española son numerosas las viviendas que se encuentran vacías a la espera de nuevos arrendatarios.

Para el propietario de un inmueble resulta desesperante no poder encontrar a ningún inquilino a quien poder arrendar su vivienda, es por esto que el sector inmobiliario cobra especial importancia. Una buena empresa de gestión de inmobiliarias sabe de primera mano los precios a los que se están cerrando acuerdos de alquileres o de compra.

Una gestión profesional por parte del sector también nos ayudará a hacer de nuestra vivienda en alquiler un lugar atractivo para inquilinos potenciales o futuros compradores. Si confiamos nuestra búsqueda de arrendatarios a una inmobiliaria vamos a acabar con éxito la transacción debido a que ellos tienen una bolsa interna de personas que demandan un alquiler o la compra de una vivienda. Saben qué busca cada inquilino y cuáles son sus condiciones.

Si eres propietario de un inmueble y estás interesado en alquilar la vivienda, te ofrecemos a continuación una serie de consejos que seguro te serán útiles para que tus negocios lleguen a buen puerto. Lo primero que tienes que hacer es depositar tu confianza en una inmobiliaria.

inmobiliaria-adecuadaHay que reconocer que en plena burbuja inmobiliaria muchos profesionales del sector se quisieron enriquecer manchando la reputación del sector, pero una vez superados los años más duros de este periodo, ha servido para que estas inmobiliarias desaparezcan y el sector vuelva a ganar su reputación perdida.

Debemos ser conscientes de que tendremos que pagar una cuantía económica a la empresa que elijamos que lleve nuestra búsqueda de inquilinos, de esta manera conseguiremos agilizar el proceso.

Siempre deberás de haberte informado previamente de posibles referencias de gente de tu entorno que sepas que haya conseguido alquilar su vivienda gracias al buen trabajo de una inmobiliaria. No hay mejor marketing que el boca a boca entre conocidos.

Si como propietario decides publicar un anuncio en Internet sobre tu vivienda, deberás hacerlo al mismo precio que hayas pactado con la inmobiliaria, si por el contrario los importes no son iguales, cualquier persona interesada desconfiará y ante su desconfianza habremos perdido un posible inquilino y con ello una exitosa transacción.

Asegúrate que la inmobiliaria contacta con arrendatarios que ofrezcan garantías tanto de respetar la integridad física de la vivienda como de pagar rigurosamente el alquiler.

Y sobre todo, ten paciencia. Como bien se sabe, vender es un arte y una ciencia. En estos momentos donde abundan las ofertas, deberemos de concertar muchas visitas con posibles inquilinos antes de culminar con éxito nuestro negocio y que todas las partes queden satisfechas, tanto la inmobiliaria, como el propietario y el nuevo inquilino.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.