Profesionales

no importa? Por qué la empatía en el lugar de trabajo es más importante que nunca

Bob Dylan escribió «Los tiempos están cambiando» en 1964, pero esa actitud nunca fue más relevante que la pospandemia. Las personas que regresan al trabajo hoy son como soldados que regresan de la batalla. La pandemia no dejó a nadie intacto; muchos estaban luchando con problemas financieros y de salud. Las personas han cambiado, los lugares de trabajo han cambiado y debemos adaptarnos a estas nuevas realidades.

Esto significa fomentar lugares de trabajo que sean más empáticos, que respondan a las necesidades de los empleados y clientes y que valoren la diversidad. La empatía es la capacidad de comprender y compartir los sentimientos de otra persona, de «caminar en los zapatos de otra persona». Es diferente a la simpatía, donde comprendes y sientes pena por la desgracia de alguien. Empatía significa tolerar los sentimientos de otra persona, y es más emocional que intelectual.

Crear canales de comunicación

Para comprender lo que sus empleados quieren y necesitan, debe abrir canales de comunicación. Estos deben ser sistemas bidireccionales en los que el liderazgo sea responsable de las recomendaciones de los empleados. Los empleados quieren sentirse vistos y escuchados. Los beneficios como la licencia por salud mental, el tiempo familiar pagado o las opciones de trabajo remoto para los empleados demuestran que usted está comprometido con su bienestar. En mi empresa, nuestros empleados exigieron más tiempo para el servicio comunitario, por lo que nos embarcamos en un programa en el que ofrecemos una semana de tiempo libre remunerado para que puedan ser voluntarios en su organización benéfica favorita.

Impacto de la Generación Z

La honestidad y la transparencia siempre han sido cruciales para los líderes. Debido al cambio de la fuerza laboral es necesario ahora. A medida que la Generación Z ingresa a la fuerza laboral, traen consigo su deseo de mayor autenticidad, diálogo bidireccional y capacidad de respuesta a sus ideas.

Cómo la empatía afecta el desempeño laboral

Estamos empezando a ver el impacto de la empatía en el lugar de trabajo. Después de todo, aquí es donde la mayoría de nosotros pasamos la mayor parte de nuestras horas de vigilia. Si pasamos esas horas en una cultura de empatía, es más probable que nos sintamos conectados con nuestros colaboradores y seamos más productivos. Un estudio de 2007 realizado por el Centro para el Liderazgo Creativo descubrió que los líderes que mostraban empatía tenían un mejor desempeño laboral.

La empatía también es importante para los empleados. Una forma importante en la que los empleados aprenden positivamente y muestran empatía por su negocio es preocuparse por sus clientes. No puedes regalar lo que no tienes.

La empatía se puede aprender

Si bien algunas personas tienen una empatía natural, la buena noticia para todos los demás es que la empatía se puede aprender. Una vez que las personas aprenden los beneficios de la empatía, pueden tener una tendencia a tratar de ser empáticos. El coaching y el coaching pueden ayudar y modelar el comportamiento empático.

Como líder, aprender a ser un buen oyente es fundamental para que los empleados se sientan valorados y valorados. También es importante prestar atención a las señales no verbales, como el tono de voz y la postura. Haga preguntas para asegurarse de que entendió correctamente. Todos tenemos la capacidad de ponernos en el lugar de otra persona, pero puede ser necesario un poco de práctica para acostumbrarnos a caminar en él.

Valor para los accionistas frente a valor para las partes interesadas

Al realizar estos cambios, las empresas están pasando de una filosofía de valor para los accionistas a una filosofía de valor para las partes interesadas. Un accionista posee parte de una empresa pública a través de acciones. El éxito en términos de valor para los accionistas se mide por las ganancias y la apreciación de los precios de las acciones. Una parte interesada puede ser un empleado, un cliente o incluso un proveedor que tiene interés en el desempeño de una empresa por otras razones. Por ejemplo, la mayoría de sus ingresos pueden estar vinculados a un proveedor en una empresa, o el plan de jubilación del empleado puede estar relacionado con el éxito a largo plazo de su empresa. Cuando ampliamos nuestra definición de éxito para incluir la satisfacción de nuestros empleados y clientes, creamos una cultura en la que las personas se sienten valoradas. Esto, a su vez, crea empleados activos y productivos.

¿Sus empleados y otras partes interesadas se sienten valorados y escuchados? ¿Son sus canales de comunicación abiertos y receptivos? ¿Estás fomentando una cultura de empatía?

Como dice el autor Daniel Pink: «La empatía se trata de ponerse en el lugar de otra persona, sentir con el corazón, mirar con los ojos. La empatía no solo es difícil de expresar y automatizar, sino que hace del mundo un lugar mejor». ¿Qué harás hoy como líder para crear una mayor empatía en tu negocio?

Editorial TNH

Editorial de Tiempo de negocios. Revista que ofrece las últimas noticias, análisis en profundidad e ideas sobre temas internacionales, tecnología, negocios, cultura y política. Además de su presencia en línea y para móviles a través de la web para llevar actualidad de alta calidad a nuestros lectores.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba